Política

Estados Unidos advirtió a México riesgos en Iniciativa Mérida por corrupción

Más de 10 años antes de que Genaro García Luna fuera detenido, Estados Unidos advertía a México que era vital tener "instituciones confiables" para el éxito de la Iniciativa Mérida

Por  Raúl Durán

Más de 10 años antes de que Genaro García Luna fuera detenido, Estados Unidos advertía a México que era vital tener

Más de 10 años antes de que Genaro García Luna fuera detenido, Estados Unidos advertía a México que era vital tener "instituciones confiables" para el éxito de la Iniciativa Mérida. | Cuartoscuro

Desde que fue anunciada la Iniciativa Mérida en 2007 en un intento de sumar esfuerzos entre Estados Unidos y México en la lucha contra el narcotráfico, el gobierno estadounidense había advertido al mexicano que era fundamental contar con instituciones "confiables" para tales fines, según muestran documentos publicados por la organización no gubernamental Archivo de Seguridad Nacional (NSA).

La NSA, fundada por periodistas y con sede en la Universidad de Washington, publicó este miércoles un artículo titulado: "Acusaciones en Estados Unidos ponen el foco en la corrupción en México", en el cual presentan una serie de documentos diplomáticos que evidencian la corrupción de altos funcionarios mexicanos. (Marcelo Ebrard asegura que proceso de extradición de García Luna puede ser largo).

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

La publicación señala que mientras Estados Unidos dependía en gran medida de funcionarios de México para implementar la Iniciativa Mérida, algunos de estos parecen haber acumulado millones de dólares en presuntos sobornos e incluso filtrado información de inteligencia a los cárteles que en teoría debían combatir. 

Resalta el hecho de que dos de los funcionarios que por entonces eran considerados clave para luchar contra el narcotráfico hoy se encuentran encarcelados y enfrentando juicios en Estados Unidos, tal es el caso de Genaro García Luna e Iván Reyes.

El reportaje del NSA detalla que desde 1995 ambos países hablaron de la necesidad de crear una "unidad especial conjunta", conformada por funcionarios de inteligencia y procuración de justicia estadounidenses e integrantes de la entonces llamada Procuraduría General de la República (PGR) mexicana. La idea era que en conjunto lograran detectar actos de corrupción entre los altos círculos políticos, judiciales y de la policía de México.

Otro cable diplomático de mayo de 2010, exponía desde la Embajada de Estados Unidos en México que para alcanzar el éxito la Iniciativa Mérida dependía sobremanera de la capacidad  de crear "instituciones confiables" en el país, con el fin de que la información y herramientas otorgadas por EE.UU. no cayeran en "manos equivocadas". 

Si el Control de Confianza -un mecanismo enfocado justamente en garantizar la transparencia y fiabilidad de quienes estaban involucrados en la Iniciativa- falla, Mérida fracasa", advertían autoridades estadounidenses.

10 años después, dos funcionarios cuyo papel era clave en la Iniciativa Mérida fueron detenidos en EE.UU. y acusados de nexos con el narcotráfico, se trata de Genaro García Luna, secretario de Seguridad Pública durante el gobierno de Felipe Calderón; e Iván Reyes Arzate, exdirector de la Unidad de Investigación Sensible (UIS), ambos acusados de aceptar millones de dólares en sobornos por parte de cárteles de narcotráfico a cambio ofrecerles protección.

Iván Reyez Arzuate, exjefe de la Unidad de Investigación Sensible (UIS), hoy enfrenta acusaciones por narcotráfico en Estados Unidos. Foto: Especial

García Luna, por ejemplo, era descrito en un cable diplomático de 2006 como "un intermediario, socio y amigo confiable del FBI", una muestra de la aparente confianza que el gobierno norteamericano había depositado en él.

Sobre Iván Reyes, se recuerda que estuvo al frente de la UIS cuando miembros de esa unidad entregaron información importante a los Zetas, dando lugar a hechos como la masacre de Allende, Coahuila, ocurrida el 18 de marzo de 2011, donde según versiones desaparecieron a unas 300 personas. 

A estas detenciones se suma la del general Salvador Cienfuegos Zepeda, secretario de la Defensa Nacional (Sedena) durante el gobierno de Enrique Peña Nieto, quien fue acusado de narcotráfico y lavado de dinero para luego retirarle los cargos y dejarlo en libertad tras las presiones del gobierno de México. Cabe decir que Cienfuegos fue detenido de forma unilateral, sin que el gobierno de Donald Trump informara previamente al de AMLO.

Los periodistas señalan que arrestos como estos "representan un duro golpe para el legado" de la Iniciativa Mérida, a la vez que "generan dudas serias sobre el compromiso de México para combatir la corrupción y la impunidad relacionada con el narcotráfico".

Por último, el reporte de la NSA menciona que en Estados Unidos ha generado preocupación la propuesta del presidente López Obrador de retirar la inmunidad diplomática a los agentes estadounidenses en territorio mexicano y obligarlos a compartir toda su información de inteligencia con las autoridades del país, una iniciativa que ya fue recibida por la Cámara de Diputados. 

En lo que concierne a la Iniciativa Mérida en 2020, el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, ha aclarado que para el gobierno mexicano ese plan quedó sin efectos, y a la fecha México no ha solicitado armas ni helicópteros a Estados Unidos, sino que en su lugar busca que los recursos sean destinados a la creación de empleos y condiciones de desarrollo. 

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo